Nacionales

Combates en el Catatumbo tienen atemorizados a los campesinos de la región

Unas 80 familias continúan confinados en una iglesia ubicada en zona rural del municipio de Tibú (Norte de Santander), por los fuertes combates que se han presentado en la región. 

En el sector de La Silla, jurisdicción del municipio de Tibú, desde la semana anterior se han denunciado fuertes combates entre el ELN, el grupo delincuencial de Los ‘Rastrojos’ y la fuerza pública, que originó este fenómeno de desplazamiento. 

Johan Ascanio, personero de este municipio en el Catatumbo, aseguró que un grupo reducido de esta población ha tratado de retornar a sus territorios con el temor a volver a salir desplazados por la continuidad de los combates. 

«Desde ayer hemos visto que varias familias han retornado a sus casas, pero la zozobra y el miedo persiste entre la comunidad por los combates que se presentan entre grupos armados en la región» expresó el personero municipal de Tibú. 

El funcionario municipal indicó que se logró realizar una caracterización en la zona para entregar ayudas humanitarias este fin de semana, en apoyo de organismos internacionales y Defensoras de derechos humanos.