Judicial

Policía controló vándalos que pretendían alterar el orden público por partido en Valledupar

Un grupo de desadaptados sociales haciéndose pasar por barras de Valledupar, decidieron realizar hechos vandálicos en los sectores del estadio Armando Maestre Pavajeau, mientras se realizaba el partido entre los equipos profesionales de Cali y Tolima.

Ante los intentos de saboteo del espectáculo por parte de los jóvenes aficionados, la Policía intervino con un grupo del escuadrón Antidisturbios para controlar la situación.

En otro sector del mercado público, cerca del estadio municipal y en la zona de parqueo del Banco Popular, una moto de la Policía fue incinerada, por estos vándalos.

Hasta el lugar llegaron los miembros del Cuerpo de Bomberos de Valledupar para atender la emergencia.

La motocicleta se quemó totalmente. Mientras que el vehículo que estaba a su lado, un Chevrolet Aveo de placas QHY-523 de Barranquilla, resultó quemado en la parte trasera.

Mientras los 22 jugadores se disputaban el partido oficial del torneo colombiano, dentro del estadio Armando Maestre, en los alrededores, un pequeño grupo de jóvenes revoltosos intentaron alterar el orden público.

El Comandante de la Policía en el Cesar, coronel Douglas Alejandro Restrepo, informó que la situación fue controlada y se evitó que se registraran mayores afectaciones.