Internacionales

Tres policías fueron asesinados por un hombre cuando atendían caso de violencia intrafamiliar

Tres gendarmes murieron y un cuarto resultó herido cuando fueron tiroteados por un hombre, tras intervenir en un caso de violencia familiar en un pequeño pueblo de Francia, el gobierno informó que el presunto agresor apareció muerto horas después.

Los hechos ocurrieron en una aldea aislada cerca Saint-Just, en el departamento de Puy-de-Dôme (centro-este). Los militares fueron tiroteados por un hombre de 48 años, cuando intentaban ayudar a una mujer que estaba refugiada en el tejado de una vivienda.

Horas después, el ministro francés de Interior, Gerard Darmanin, informó en un mensaje en la red social Twitter que el presunto agresor había sido «encontrado muerto» y no dio más detalles sobre el suceso.

La AFP la fiscalía de Clermont-Ferrand precisó que la mujer estaba en seguridad y estaba siendo interrogada para aclarar lo sucedido.