Regionales

Asesinan a dos patrulleros de la Policía en Guaranda Sucre

Dos patrulleros de la Policía Nacional adscritos al Departamento de Policía de Sucre fueron asesinados la madrugada de este domingo en la zona urbana del municipio de Guaranda, en la subregión Mojana.

Luis Manuel Beltrán Martínez y Pablo Manuel Mosquera López fueron los uniformados a los que hombres armados recibieron a balazos cuando llegaban al barrio San Martín, ubicado a tres cuadras de la Estación, a atender un requerimiento ciudadano.

Los patrulleros iban en una motocicleta cuando fueron atacados en lo que aparentemente sería un plan pistola por parte del Clan del Golfo. El parrillero, que no tuvo tiempo de reaccionar, fue el primero en ser asesinado y quedar tendido en el lugar de los hechos, mientras que el conductor de la moto fue llevado a un centro asistencial, pero no logró sobrevivir.

Ambos presentan 6 y 7 balazos, y llevaban varios años prestando sus servicios en esa población donde los ciudadanos de bien los distinguían y hoy lamentan su trágica partida.

Trascendió que el coronel Juan Carlos Ramírez Chávez, comandante de la Policía en el departamento de Sucre, se trasladó hacia esa población sucreña.

Mientras que el gobernador de Sucre, Héctor Espinosa Oliver anunció que en el departamento no se van a dejar amedrentar.

“Vamos a seguir peleando porque nuestro departamento sea mucho más seguro. A todas aquellas personas que pretenden sembrar el miedo en nuestro territorio los vamos a desterrar”, dijo el mandatario, al tiempo que reiteró que la Fuerza Pública sigue adelantando operativos en contra del secuestro y la extorsión que son los flagelos que hoy más afectan en algunos municipios del departamento.

“No vamos a dejar que en nuestro departamento se deteriore lo que conquistó, que fue la seguridad, la presencia del Estado en todo el territorio, que nos costó tanta sangre, que nos costó tanto esfuerzo, y vamos a seguir luchando. Es una lástima y quiero expresarle mi solidaridad a la Policía Nacional y a las familias de los policías que fueron víctimas de sicariato en Guaranda. Es triste, muy lamentable”, anotó el gobernador Héctor Espinosa.