Actualidad

Ediles dieron a conocer necesidades de la zona urbana y rural a la Contralora de Valledupar

La Contralora Municipal, Mary Flor Therán Convocó a los ediles de la zona rural y urbana de Valledupar a una videoconferencia para conocer las situaciones que preocupan a la comunidad. Servicio de acueducto, alumbrado y el descuido por el río Guatapurí, fueron algunas de las preocupaciones expuestas.

Los ediles aprovecharon el espacio para hablar de diversas situaciones que afectan la confianza hacia el gobierno municipal, ya que durante muchos años, los recursos municipales y las gestiones que adelantan ante diferentes instituciones, no logran solventar todas las necesidades de Valledupar y aún persisten situaciones como lotes en descuido que se convierten en guaridas para la delincuencia, barrios oscuros por falta de luminarias, intermitencias para la prestación del servicio de agua, basuras y el abandono en la parte alta y baja del río Guatapurí.

El edil de la comuna uno, Yeiner Paul Soto denunció la crítica situación del río Guatapurí en su parte baja, donde a la mirada de las autoridades, es usado como botadero de basuras sin que se tome control al respecto; además indicó que una gran población de Yukpas se encuentra allí asentada; también se quejó por la labor que realiza Aseo del Norte, que limpia el basurero cercano al pabellón de pescados, pero no se implementan estrategias para mantenerlo en buen estado, al igual que el lote donde se construiría la “plaza de Vendedores ambulantes”, que lleva ya varios años siendo un dolor de cabeza para la comunidad, por las quemas de basuras, la delincuencia y el consumo de drogas.

De la comuna 5, la denuncia se centró en la desatención en el barrio La Nevada, donde a pesar de las solicitudes, lleva varios años en oscuridad por la falta de luminarias y mantenimiento de estas.

También fueron denunciados presuntos abusos en la lectura de consumo de agua por parte de la empresa Radian y de un contrato de 980 millones cuyo destino es la donación de mercados, con una gran pérdida de éstos en una bodega dispuesta por la alcaldía de Valledupar. Cabe aclarar que hace un mes, la Contralora Municipal instaló auditoría especial para vigilar la inversión de los recursos invertidos durante la emergencia sanitaria.

El edil de la comuna cinco, Cesar Ahumada, indicó que un lote frente al coliseo cubierto está siendo invadido con locales sin que haya control de estas zonas de cesión.

Los ediles de Valledupar participan en la elaboración de los planes de desarrollo social y económico, además vigilan y controlan la prestación de los servicios municipales en su comuna y corregimiento y las inversiones que se realicen con recursos públicos y funciones delegadas por el Concejo y otras autoridades locales.

Teniendo en cuenta sus competencias, la contraloría Municipal de Valledupar tomará esta información como insumo en las auditorías especiales de gestión y resultado que están en ejecución dándole cumplimiento al Plan General de Auditorías PGA 2020.